domingo, 15 de junio de 2014

Editorial: El sueño de la propiedad propia
Deben reconocerse legalmente las propiedades privadas que, de facto, ya existen al interior de muchas comunidades.
EL COMERCIO.- OPINION.- SÁBADO 14 DE JUNIO DEL 2014
Editorial: El sueño de la propiedad propia

Ya se sabe que el derecho de propiedad que no se puede probar clara y fácilmente vale menos que el que sí. Es lógico que así sea: uno descuenta de lo que está dispuesto a pagar por algo lo que le costaría hacer que los demás lo reconozcan como el dueño de ese algo. Por el mismo motivo, el derecho de propiedad que no se puede probar clara y fácilmente no sirve para obtener créditos o sirve solo para obtener créditos en condiciones muy castigadas: los bancos –y cualquier otro prestamista– no consideran que sirve de mucho la “garantía” cuya eventual propiedad (en caso de que su deudor no les pague lo que les debe) les podría ser discutida sin esfuerzo.
Puesto en otras palabras, los derechos de propiedad sobre los que no hay títulos claros constituyen un desperdicio de riqueza, tanto para sus (precarios) titulares como para la economía en la que existen.
En el Perú este desperdicio no es pequeño: según el Censo Nacional Agropecuario (Cenagro) del 2012, ni más ni menos que el 24,64% de las parcelas rurales carece de un registro que identifique a sus propietarios. 
Es, pues, muy positivo que este gobierno se haya propuesto hacer algo por titular la propiedad rural en el país, para lo que el Ministerio de Agricultura (Minagri) obtuvo hace un tiempo un préstamo de US$50 millones de una organización internacional. Y es también de saludar que el defensor del Pueblo acabe de recordar la prioridad de esta misión al gobierno, haciendo énfasis en el caso de la propiedad colectiva de las comunidades campesinas y nativas, que son las titulares de buena parte de los predios rurales con problemas de titulación que existen en el país.
El problema, en medio de la buena noticia, es que ni el Minagri ni ladefensoría han hablado de reconocer la propiedad individual que, de facto, existe en el seno de las comunidades, asumiendo, aparentemente, que sus miembros prefieren seguir con el esquema de propiedad colectiva que hasta hoy les manda la ley. 
¿Por qué mantendrían el Minagri y la defensoría una asunción así? No se nos ocurre otro motivo que la inercia. Después de todo, la concepción de los comuneros peruanos como personas colectivistas por naturaleza fue empujada con mucha fuerza por ideologías que tuvieron un gran apogeo en el país –el  gobierno del general Velasco, de hecho, hizo de ella una especie de emblema– y ha de resultar difícil cuestionar una visión que nos fue inculcada a generaciones de peruanos desde nuestra educación escolar.
Para quien no parece haber sido tan difícil hacer este cuestionamiento, sin embargo, es para los propios comuneros, quienes desde hace tiempo vienen creando propiedades individuales de facto en el medio de sus comunidades y heredándoselas de padres a hijos, con el reconocimiento del grupo. De hecho, el propio Cenagro del 2012, elaborado por el INEI, recoge 1’555.134,31 hectáreas como pertenecientes a miembros de comunidades campesinas. ¿Cuántas de las parcelas de ese 24,64% que queda sin titular pertenecerán también a miembros individuales de estas comunidades?
La respuesta a la pregunta anterior parecería ser “muchísimas”. Al menos a juzgar por las escrituras ante jueces de paz o ante notarios locales, los documentos de compraventa, los testamentos y toda la rica lista de recursos con que los comuneros intentan “legalizar” su propiedad individual. Intento este que, sin embargo, está condenado al fracaso –de ahí las comillas–, puesto que el Estado solo está dispuesto a reconocerlos como propietarios colectivos, al margen de lo que ellos piensen al respecto. Y a nadie parece resultarle esto discriminatorio y menos que a nadie a los supuestos “protectores” de las comunidades. Los demás peruanos no estamos obligados a ninguna asociación, pero los comuneros sí, porque “nacen” dentro de una y seguir en ella es, por lo visto, lo que les corresponde. Lo contrario –permitir que los “antropos” les resulten contestones a los antropólogos– no parece ser una opción.

Desde luego, dicen los “defensores” del sistema comunal que el “neoliberalismo” quiere destruir las comunidades, que son mucho más que propiedades: modos de vida, sistemas culturales, tradiciones. Pero no se llega a entender cómo una reforma que trate de reconocer exclusivamente a quienes ya han optado –o deseen optar en el futuro– por una determinada forma de propiedad (con el consentimiento implícito de sus comunidades) puede suponer “destruir” su modo de vida. Los modos de vida no se pueden “proteger” de buena fe contra la voluntad de quien los vive

martes, 13 de mayo de 2014


La titulación como palanca de desarrollo

DOMINGO 16 DE FEBRERO DEL 2014 

El ministro de Agricultura, Milton von Hesse, escribe sobre el programa estatal de titulación de predios rurales

La titulación como palanca de desarrollo
MILTON VON HESSE
Ministro de Agricultura y Riego
De acuerdo con el Censo Agropecuario del 2012, existen en el Perú más de cinco millones de parcelas que representan una superficie agropecuaria que supera las 38 millones de hectáreas. El Censo Agropecuario reveló, asimismo, que apenas un millón de dichas parcelas cuentan con un título de propiedad inscrito en los Registros Públicos, lo que significa, en cristiano, que solo poco más de un tercio de la superficie agropecuaria de nuestro país se explota en condiciones de formalidad.
¿Es importante formalizar a los dos tercios restantes? La respuesta simple y concisa es sí. Estudios internacionales realizados por diversos investigadores e instituciones de prestigio en el ámbito mundial (Banco Mundial, Feder y Hoff) y nacional (ILD, De Soto y Grade, Escobal) han demostrado que los agricultores que realizan sus actividades en un entorno de seguridad jurídica y formalidad se diferencian de los que no lo hacen en que acceden más al crédito, registran una mayor inversión y una mayor productividad por hectárea.
En el caso peruano, además, la formalización de la propiedad de la tierra rural ha sido una herramienta poderosísima en la lucha contra el narcotráfico y la explotación ilegal de madera. La región San Martín y su ex presidente César Villanueva demostraron claramente que en la medida que cada centímetro cuadrado de su territorio esté asociado a un número de DNI, el incentivo para actuar fuera de la legalidad desaparecerá.
Durante la década pasada, la institucionalidad que estaba encargada de ejecutar la política de titulación y registro de tierras sufrió modificaciones profundas cuando se fusionaron el PETT y Cofopri y, luego, se trasladaron las competencias en materia de titulación de Cofopri a los gobiernos regionales. Estas modificaciones han tenido como correlato que el proceso de formalización de tierras rurales haya avanzado muy poco.
En el presente gobierno, el Ministerio de Agricultura y Riego (Minagri)ha retomado el papel como ente rector en materia de titulación de tierras rurales, comprendiendo a las comunidades campesinas y comunidades nativas, con el propósito de tener una relación de cooperación más estrecha con las autoridades regionales, que mantiene la competencia y la función de titulación en áreas rurales, para brindarles la asistencia técnica en el proceso de saneamiento y formalización.     
Para ello, el Minagri trabaja con el BID la elaboración de un proyecto por US$50 millones, cuya finalidad es el saneamiento y formalización de la propiedad rural, comprendiendo la titulación de las comunidades campesinas y nativas. Este proyecto tiene, entre sus componentes, el fortalecimiento institucional para la formalización y administración de las tierras rurales; la actualización de los datos catastrales rurales existentes y fortalecimiento del catastro rural y registro de tierras; así como la administración, monitoreo y evaluación. Se estima que en el segundo semestre de este año se inicie la ejecución del crédito. 

sábado, 18 de enero de 2014

iAGUA - 16/01/14
La ANA de Perú informa a las comunidades campesinas de Espinar sobre el financiamiento de ocho proyectos



Con el objetivo de explicar los alcances técnicos del Decreto Supremo N° 312-2013-EF, que aprueba el financiamiento de 8 proyectos, referidos a la formulación de los estudios de preinversión (perfil técnico), la Autoridad Nacional del Agua (ANA) en coordinación con la Administración Local de Agua Alto Apurímac-Velille y Agro Rural (Agencia Zonal Espinar) y con la participación de los Alcaldes de los distritos de Condoroma, Coporaque, Suykutambo y Alto Pichihua; y autoridades locales (presidentes comunales, gobernadores, tenientes gobernadores) y pobladores de las comunidades incluidas el citado decreto supremo, realizó reuniones informativas entre el 7 y 9 de enero de 2014.

Cabe resaltar, que estas reuniones promueven la participación de la población durante la formulación de los perfiles técnicos a efectos de lograr la sostenibilidad de los proyectos y fomentar los procesos de inclusión social a través del intercambio de opiniones, sugerencias y recomendaciones con referencia al decreto supremo.

lunes, 13 de enero de 2014

TITULACIÓN DEL TERRITORIO COMUNAL

Las Comunidades Campesinas que aún no cuentan con Título de su Territorio Comunal deberán Presentar una Solicitud a la Dirección de Formalización de la Propiedad Rural (DIRFOR)  de La Regional a que corresponde.
Pero, las Comunidades deben saber que, esta SOLICITUD, es un Expediente conformada con todo los documentos de los requisitos que exige cada Regional.
Según sé, que el Expediente debe contener los siguientes:
-          Actas de Colindancias de sus linderos  colindantes o Copia certificada de Ficha registral de Predios Particulares o de Personas Jurídicas (CAUS, SAIS, Cooperativas,  Cía. Etc.)
-          Título de Propiedad, si lo tuviera.
-          Plano de Conjunto del Territorio Comunal, digital; indicando Linderos y Colindantes.
-          Certificado de Búsqueda catastral realizado en sus respectivos Registros Públicos.
-          Copia Literal de la Partida Registral de Persona Jurídica de la Comunidad.
-          Vigencia de Poder del Representante Legal, actualizado.
-          Copia simple del DNI del  representante.
-          Y,  Otros Documentos (Minutas, Constancia de posesión, etc.)


Conocemos que los dirigentes o representantes de cada comunidad no están muy al corriente con estos documentos a presentar; pues bien, lo que tiene que hacer la Comunidad es, autorizar internamente al Presidente, mediante Asamblea General de ser posible, contratar a un especialista en estos menesteres. Estos Especialistas existen en cada departamento o Región. Son Personas que por su experiencia de haber trabajado dentro de una Brigada de Titulación de Tierras Comunales, pueden ser las personas más indicadas a contratar.
¿Cómo los ubican a estas personas? Se van a los contornos de la región, área de titulación, pueden ver ofreciéndose a este tipo de Trámites. Pero para diferenciarlos, tendrá que solicítales su currícula a todos aquellos que acaba de identificarlos, siendo que, la comisión, los citará en un lugar y en compañía de su asesor (no faltan profesionales hijos residentes en el lugar) en término de media hora tendrá a la persona indicada. Claro está que de por medio, los concursantes habrán expuestos sus experiencias, su labor, el tiempo y los honorarios, con la cual concluirá de elaborar el Expediente Principal.
No es que hay que cuidarse de los TRAMITADORES, estos llamados así, en verdad son especialista. Están más al corriente de las Leyes y normas al respecto; cómo creen que aún se mantienen tramitando. Es por la Garantía que prestan durante mucho tiempo en estos trámites; de lo contrario no estarían por allí. Pero, (siempre ay un pero) cuídense de los FALSOS Tramitadores.
Primeramente quiero aclarar una cosa. La Junta Directiva por ley ya se encuentra Facultado a contratar a su personal Técnico o Profesional. Esto está estipulado en el inciso f) del Art. 60º del D. S. Nº 008-91-TR.
Con referente a las Actas de Colindancias, los representantes tendrán que convocar a una Asamblea General en donde el Presidente explicará  los motivos de la Colindancias y su Titulación de su Territorio Comunal; para que de esta manera la Dire
ctiva pueda evaluar con cuanto de apoyo cuenta; porque no es solo de una mitad más uno; lo que se quiere es, casi, una UNANIMIDAD, porque eso garantiza un gran apoyo en la gestión.
Teniendo el Apoyo de la Asamblea, empezará oficiar a sus colindantes a fin de iniciar las conversaciones de los linderos. Esto lo hará con todo los colindantes. Al ver que sus colindantes están en las condiciones y los ánimos de definir sus linderos, el Presidente, convocará a una Asamblea General Extraordinaria en donde la agenda principal es Solicitar Autorización para Firmar Actas de Colindancias del Territorio Comunal; las Actas de Conciliación en áreas de Controversias ;y/o,  al sometimiento de las controversias a la decisión de Arbitraje. Dependiendo a las circunstancias de cada caso.
Cuidar que estas Asambleas sean Extraordinarias y que el quórum es del dos tercio de sus comuneros Calificados, es decir comuneros que se encuentran en el Padrón comunal vigente inscritos en el Registro Público.

Una vez con las Actas de colindancias, aunque sea mal hecha, porque lo importante es que ambas partes estén de acuerdo con el lindero definido. Dado que la Brigada con el Expediente en la diligencia, nuevamente los representantes van tener que describir, in situ, sus linderos, en donde la Brigada revisará el plano y las Actas si coinciden con  el lindero descrito por ambas comunidades. De haber incoherencia con el Plano  o con las Actas de colindancias, la Brigada hará las Correcciones explicándoles dicha corrección, para luego, si van con su especialista, verá el error cuestionando o aceptando el lindero trazado en el plano. El Brigadista redactará el Acta de Colindancia oficial en donde los representantes legales y con las facultades previas suscribirán nuevamente las Actas, las cuales serán engarzadas al Expediente Principal para los trámites pertinentes. Teniendo los Planos y las Memorias Descriptivas Corregidas y la Nuevas Actas ya podemos decir que ya tienen el Título, sólo faltarían algunos documentos formales y los remitirá a los Registros Públicos.

jueves, 2 de enero de 2014

FELIZ AÑO 2014

Y,  A TITULAR SUS COMUNIDADES

A todas las Comunidades Campesinas y  Nativas del Perú les deseo un buen Año 2014.

Y por medio de este Blog, les comunico que se ha publicado el 20 de de Diciembre en el diario El Peruano la Resolución Nº 345-2013-SUNARP/SN,  la guía para inscripción de actos y derechos de Comunidades Nativas; pero, les advierto que esta publicación puede traer a confusión en lo que concierne al número de la Resolución. Dado que en la publicación invita que vayan a la página web de la SUNARP; pues se encontraran que no se ubica el referido número 345 de la resolución, sino, el número 343, con el titularResolución N°343-2013-SUNARP-SN
Aprobar la Directiva N° 010-2013-SUNARP/SN, "Directiva que regula la inscripción de los actos y derechos de las Comunidades Campesinas". Pero no lo tomen como que esta preocupación por parte de SUNARP hace por las Comunidades Campesinas y Nativas sea desmerecida. Es buena. Gracias SUNARP.

Esta Resolución hace referencia de que las dos Guías: Directiva N° 010-2013-SUNARP/SN, "Directiva que regula la inscripción de los actos y derechos de las Comunidades Campesinas" y Directiva N° 05-2013-SUNARP/SN, "Directiva que regula la inscripción de los actos y derechos de las Comunidades Nativas”, tienen el  objetivo de establecer medidas normativas que se adecuen en su contexto y necesidades a fin de flexibilizar la inscripción de sus principales actos y derechos. 
La Directiva Nº 05 será traducida a las lenguas Ashaninka, Awajun y Shipiba.
En estas mismas directivas hacen referencia sobre la Titulación de la Tierras Comunales; directivas que serán tomadas en consideración por las entidades que tendrán en la responsabilidad de hacerlas cumplir.

Quiero invocar a todas las Comunidades que aún no están Tituladas.
Cada Regional están publicando los requisitos para estos fines; pero las Comunidades las toman de manera literal pero no se imaginan la responsabilidad con la que deben tener en cumplir estas tareas para con su Comunidad.
Es por eso que las Comunidades, acompañado por personas de su entera confianza, aparte de sus miembros de su Directiva, que bien puede ser un conpoblano Residente en la sede de la Región les asesore orientándolas de los documentos que tienen que presentar.
Tengan mucho cuidado con personas que por “lengua florida” de convencimiento tengan les seduzca ser su asesor. Primeramente vayan a su sede Regional, no solo, sino acompañado, a fin que, directamente del Técnico y Legal de esa entidad les indique paso por paso a seguir; para lo cual usted tomará nota o de los contrario el funcionario, aparte de hoja de requisitos que le entregará, les redacte en una hoja suelta o en tu cuaderno los pasos a seguir para esta Titulación, aduciéndole: “que no me vaya olvidar”.

Yo, les quiero hacer llegar algunos alcances; claro que lo complementan con lo de la Regional:
1.       Si su Comunidad anteriormente ya ha tenido en trámite  su Titulación, pues solicite una Lectura del Expediente. En esta lectura anotará los documentos importantes con las que ya cuenta para cumplir con los requisitos. O, derrepente, no es un expediente de su agrado conforme conoce las intenciones de su comunidad. Entonces anotará los documentos que usted o su asesor vea por conveniente solicita copias certificada para adjuntar al Nuevo Expediente a preparar para su Titulación.
Preguntar a la Regional a quién va dirigida las Solicitudes.

2. Reunir todas las Actas de Colindancias en original de sus colindantes; con las cuales evaluará y analizará los linderos y de ser posible, las Ratificará en una Asamblea general Extraordinaria. No olvidando mencionar  la descripción, en dicha acta de Asamblea, los linderos de cada Comunidad, y los nombres de los representantes y el año que la suscribieron.
3. Las Actas faltantes, deberán reutilizarlas oficiándose entre sus colindantes de manera diplomática hasta agotar, de ser posible en áreas de controversia, gratificado en una hoja catastral no necesariamente nueva, puede ser una hoja catastral usada, o por último, en un papel gratificada de manera artística con los linderos que representen la consolidación de una conciliación y firmadas por ambas representantes. Estos documentos serán verificadas y gratificadas en una hoja catastral por la Brigada, ante los cuales volverán a firmar los representante; siendo finalmente anexadas a su expedientes respectivos.
4. Elaboraran su Plano de Conjunto y la Memoria Descriptiva, conforme a las Actas de Colindancias en forma digitalizada, (y copia en un CD). Pues lo más difícil de este paso, es que tendrán que contratar a un Especialista en Catastro y Comunidades Campesinas, que no faltan en cada Regional, quienes digitalizarán cada Hoja catastral obtenido en la Regional o en COFOPRI.
5. Concluido con las Actas de Colindancias y la elaboración del Plano de Conjunto y su respectiva Memoria Descriptiva, el Plano, la Memoria y un CD del Plano se tramitará ante el Registro Público solicitando la Búsqueda Catastral para que en el lapso de 30 días el Registro emita un Informe que la Comunidad no se superpone o sí se superpone a un determinado registro de propiedad; esto, con la finalidad que sea subsanado previamente a los trámites de Titulación de Tierras ante la Regional. De no tener observación está expedito para los trámites.
6. De no tener observación en la Búsqueda Catastral, solicitará en el acto, Copia Literal de la Partida de Persona Jurídica de la Comunidad Campesina; y, la Vigencia de Poder del Presidente de la Directiva Comunal quien en su representación de la comunidad suscribió barios documentos y a la vez realiza la presente solicitud de Titulación.
7. Y Otros Documentos, como: Copia Literal de la Descripción del Lindero de una Comunidad Inscrita anteriormente y que pertenece a otro Departamento. Lindero que no fue firmada por ambas debido que fueron adjudicadas por Reforma Agraria de acuerdo al Lay 17716.
8. Obtenido los documentos Registrales, como son , el Informe de la Búsqueda, copias literales y la vigencia de Poder y la Partida de la Comunidad, se formará el Expediente Principal de Titulación de Tierras, teniendo en cuenta que estos documentos obtenidos tiene una duración de validez de 30 días. Salvo criterio especial para estos casos.
9. El Plano de Conjunto será impreso en Digital, acompañado de un CD. Con indicación de los Linderos y Colindantes.
10. Adjuntar, si tuvieran, títulos de propiedad del territorio Comunal; o también, Escrituras Públicas; y,
11. Finalmente, copia simple del DNI del Representante.

Les deseo mucha suerte en toda sus gestiones, un amigo:
ESTANISLAO GUTIERREZ ABURTO

martes, 24 de diciembre de 2013



Feliz  Navidad

 

A todas las Comunidades Campesinas y Nativas  del Perú les deseo una gran Navidad llena solo de amor y perdón, en donde no importe lo que coman ni lo que tengan, donde solo importe el nacimiento de nuestro salvador;
Deseo que en esta Navidad olvidemos los pinos y las luces, los regalos y las imitaciones de una celebración que ya perdió el sentido. Deseo que pases una verdadera Navidad, sintiendo a Jesús en tu corazón y dando amor a los que lo necesitan;

Feliz Navidad, sin regalos pero con mucho amor. Feliz Navidad sin grandes cenas pero con toda la familia reunida alrededor del nacimiento;

Y, muy sinceramente les digo, si buscas el verdadero significado de la Navidad, debes de ver en tu interior. Es en cada uno de nosotros que la Navidad se manifiesta, es así como se manifiesta el gran amor de Dios.


 Les deseo de corazón, Feliz Navidad a todos los Campesinos y Nativos del Mundo, en especial a los peruanos.




EL COMERCIO- MARTES 24 DE DICIEMBRE DEL 2013

Provincias deben fijar fronteras para evitar conflictos y malgasto de recursos

Se han promulgado los límites oficiales de solo 12 provincias del Perú de un total de 195. En el 2013 se espera completar 56 demarcaciones
Provincias deben fijar fronteras para evitar conflictos y malgasto de recursos
(Foto referencial: Archivo El Comercio)

PIERINA PIGHI BEL
El Estado creó la Dirección Nacional Técnica de Demarcación Territorial en el 2002, pero cuando Alfredo Pezo comenzó a dirigirla en setiembre del 2012, solo 11 provincias contaban con límites oficiales promulgados. El resto solo tenía fronteras referenciales, trazadas desde sus leyes de creación, es decir, en algunos casos desde el siglo XIX.
Entonces, Pezo comenzó a elaborar diagnósticos de los límites del mayor número posible de provincias, pues el desorden geográfico propiciaba que algunas poblaciones pertenecieran a una provincia distinta a la que querían o reciban menos presupuesto del que esperaban.
Más de un año después de llegar a esta oficina de la Presidencia del Consejo de Ministros, Pezo explica que ahora son 12 provincias las que cuentan con leyes de demarcación promulgadas y hay 4 proyectos más que ya salieron de su oficina y su aprobación depende de otras instancias.
Las leyes de demarcación promulgadas pertenecen a las provincias de Huánuco, Piura, Ascope (La Libertad), Bagua (Amazonas), Oxapampa (Pasco), Coronel Portillo (Ucayali), Huamanga y La Mar (Ayacucho), Churcampa y Tayacaja (Huancavelica), Maynas y Alto Amazonas (Loreto).
Estas 12 leyes fueron aprobadas por el Consejo de Ministros, la Comisión de Descentralización y el pleno del Congreso, y 4 leyes más van por este camino.
El Consejo de Ministros ya aprobó la ley de demarcación de Jorge Basadre (Tacna) y la ley de Candarave (Tacna) se quedó en la puerta de este grupo. “Llegué y ya habían cerrado”, dice Pezo, quien asegura que el pleno del Congreso debe aprobar los límites de Chupaca (Junín) y Putumayo (Loreto).
Mientras tanto, Pezo terminará de revisar otros 83 estudios de diagnóstico y zonificación (EDZ), documentos previos para elaborar las leyes de demarcación. “Prometo llegar a 56 leyes de demarcación el 2014. Mi meta al 2016 es sanear 120 provincias”, dice.
Avanzar con los EDZ y las leyes de demarcación permitirá a Pezo resolver diversos conflictos limítrofes. Uno de los más complicados es el que mantienen Puno y Moquegua, pues con la demarcación de la DNTDT, la mina Amantani quedaría en el territorio del primero, y ya no en Moquegua, región a la que siempre ha beneficiado.
“Proponemos gestiones mancomunadas de los bienes. Así, si una región siente que pierde territorio, que por lo menos no sienta que pierde recursos económicos”, dice Pezo.
Otros conflictos se suscitan por cuestiones de identificación. Por ejemplo, la comunidad Nuevo Papaplaya quiere ser loretana, pero, según la demarcación, queda en San Martín.
El funcionario detalla que existen controversias entre Chincha – Cañete, Jicamarca– Huarochirí, Huallanca (Áncash)– Pachas (Huánuco), y en Lima entre Surco–Chorrillos y San Isidro– Magdalena. Para avanzar con la demarcación también se necesita que el Instituto Geográfico Nacional actualice la cartografía. Los mapas modernos grafican 25.000 kilómetros en 1 centímetro, pero los del IGN grafican 100.000 km. Pezo advierte que la complejidad del territorio, dividido en tres regiones, dificultará esta renovación, por lo que la tarea completa tomará aún muchos años.